Notas de prensa

¿Enganchado a tu smartphone? Rumbo revela 7 consejos para sacarle el máximo partido en tu próximo viaje

Por  | 
  • Según datos revelados por Rumbo, las reservas de vuelos, hoteles y paquetes vacacionales a través del smartphone han aumentado en más de un 50% en lo que llevamos de año
  • Con motivo del Mobile World Congress de Barcelona, Rumbo revela 7 consejos para sacar el máximo partido al smartphone cuando viajamos, entre los que se incluyen aprovechar la tecnología de pago contactless o hacer copias de seguridad en la nube antes de salir de casa

Cada vez son más los españoles que reconocen estar enganchados a sus smartphones. Según datos de un estudio elaborado por Rumbo, empresa perteneciente a lastminute.com group, casi uno de cada cinco españoles (21%) siente pánico ante la idea de perder el teléfono móvil, muy por encima de la media europea (15%). El pequeño dispositivo se ha convertido en un imprescindible en el día a día, y todavía más cuando se trata de viajar. De hecho, según datos de reservas de lastminute.com group revelados hoy por Rumbo, en lo que llevamos de año, las reservas efectuadas por los españoles a través de sus smartphones para vuelos, hoteles y paquetes vacacionales han aumentado en más de un 50% en comparación con el año pasado.

Teniendo en cuenta estos datos, y coincidiendo con el Mobile World Congress de Barcelona, nuestro equipo de expertos en viajes ha elaborado una lista con siete trucos que nos ayudarán a sacar el máximo partido de nuestro próximo viaje gracias al smartphone.

 

1. Activa las alertas

Los españoles confían cada vez más en las nuevas tecnologías para planificar sus viajes, pero quizá no saben que el simple hecho de activar las alertas y notificaciones en sus smartphones les puede ayudar a conseguir precios más baratos en sus reservas. Algo tan simple como activar las notificaciones en la app de Rumbo para enterarte de las últimas ofertas puede ayudarte a ahorrar unos euros. Planificar un viaje con antelación siempre es una buena idea, y todavía más cuando tu teléfono inteligente te ayuda en el proceso.

Y si además de ahorrar quieres saber cómo conseguir relajarte durante el vuelo y convertirlo en una experiencia zen, no te pierdas este post.

 

2. Despreocúpate de la cartera
En la edición de 2013 del MWC, los asistentes pudieron ver las primeras experiencias piloto de pago con la tecnología contactless. Cuatro años más tarde, este sistema es ya una realidad que ayuda a simplificar cualquier transacción económica. Según los expertos del sector, cada vez va a ser más habitual dejar la cartera en casa y pagar con el teléfono móvil. Y el simple hecho de no tener que llevar encima tarjetas de crédito o dinero puede salvarnos de más de un apuro en nuestros viajes, además de ayudarnos a ahorrar en comisiones a la hora de cambiar moneda extranjera.

 

3. Un backup a tiempo es una victoria
Hacer una copia de seguridad a tiempo puede evitar más de un imprevisto. DNI, tarjetas de embarque o incluso el pasaporte son algunos de los documentos que más quebraderos de cabeza suelen ocasionar a los viajeros. Existen muchas herramientas para almacenar información en la nube, con las que podemos hacer copias de seguridad de estos documentos  antes de salir de casa y que, por tanto, convierten al smartphone en un gran aliado en nuestros viajes.

 

4. Alguien a quien llamar
A veces lo olvidamos, pero la función principal del smartphone es hacer llamadas y esta característica tan simple puede convertirlo en nuestro mejor compañero de viaje. Una práctica muy sencilla que nos ayudará en caso de emergencia consiste en guardar en la agenda de contactos el número de teléfono de emergencias del país al que viajemos y asignarle una tecla de marcado rápido.
Además, los expertos en seguridad recomiendan activar en la pantalla bloqueada el número de teléfono de la persona a la que necesitamos que avisen en caso de que nos suceda algo.
En resumen: cuantos más contactos a los que poder llamar tengamos a mano en los viajes, ¡mucho mejor! Y para esto, el teléfono móvil es la mejor de las herramientas.

 

5. Siempre cargados de batería
Una de las pesadillas más comunes entre los adictos al móvil es quedarse sin batería, por lo que conviene tener a mano el cargador. Los expertos recomiendan que cuando viajemos, llevemos siempre dos: uno para llevar con nosotros y otro para dejar en el hotel, por si se nos extravía el primero. Ahora bien, conviene saber que existen hasta cinco tipos de enchufes diferentes en todo el mundo, por lo que una de las mejores compras que podemos hacer antes de un viaje es un cargador universal, además de una batería portátil. La combinación de ambos nos ayudará a tener la batería del smartphone siempre al 100%, por muy lejos que viajemos.

 

6. Cuidado con las redes wifi abiertas
Buscar espacios públicos con wifi abierto es uno de los objetivos más habituales entre los turistas. Sin embargo, desde el Instituto Nacional de Ciberseguridad de España aconsejan máxima precaución a la hora de conectarse a estas redes y, sobre todo, nunca intercambiar información sensible (como cuentas bancarias o contraseñas) a través de las mismas.
Desconectar la conexión wifi del smartphone siempre que sea posible es una práctica de seguridad recomendable, que además nos ayudará a estar más atentos a lo que pasa a nuestro alrededor, disfrutar de la experiencia del viaje sin interrupciones y olvidarnos por un rato de lo que ocurre en la red.

 

7. Un dispositivo para dominarlos a todos
Y para los que tengan previsto hacer un viaje de aventura, nada mejor que estar al tanto de los últimos avances en “wearables” (literalmente, “tecnología ponible”). Se trata de prendas de vestir y complementos que incorporan tecnología y que, en muchos casos, aportan información al usuario sobre su rendimiento físico. Unos auriculares inalámbricos, un reloj deportivo o una pulsera que mida las pulsaciones, por mencionar sólo algunos ejemplos, se pueden conectar alsmartphone y convierten la práctica de cualquier deporte en una experiencia todavía más tecnológica y también, por qué no, más entretenida si se les da un buen uso.